FUNDACIÓN TELEFÓNICA

Aunar ciencia y terapia es posible

Onubense, licenciado en Química y, sobre todo, entusiasta. Así es Jesús Ángel Gómez, el creador de Cienciaterapia, un proyecto (ya realidad) que trata de animar y hacer pasar un buen rato a los niños hospitalizados o que padecen alguna discapacidad física o intelectual, realizando con ellos entretenidos experimentos científicos. Su empeño ha hecho posible hacer compatibles dos palabras que, en principio, no parecían serlo: ciencia y terapia.

1. ¿Cuál es tu proyecto y en qué consiste? Eso sí, vamos a intentar algo: hazlo en cinco líneas.

Mi proyecto se llama Cienciaterapia y consiste en mostrar la parte más curiosa y divertida de la ciencia a menores que se encuentran hospitalizados o padecen alguna discapacidad física o intelectual, realizando con ellos entretenidos experimentos científicos que les permite aprender y aliviar el difícil momento por el que muchos están pasando.

2. Qué años tienes, qué estudias, de dónde eres… En definitiva, ¿quién eres?

Me llamo Jesús Ángel Gómez, tengo 23 años y soy de San Bartolomé de la Torre, un bonito pueblo próximo a la capital onubense. El curso pasado finalicé la Licenciatura de Química en la Universidad de Huelva y ahora estoy aprovechando al máximo la oportunidad que Think Big me ha ofrecido para seguir aprendiendo y orientar mi futuro hacia lo que me gusta.

3. ¿Por qué decidiste presentarte a Think Big?

Durante las tardes de estudio en la biblioteca y en los laboratorios de la facultad fui percibiendo que detrás de tantas fórmulas y reacciones químicas había algo que podía servir de terapia para ayudar a muchas personas. Al mismo tiempo, puede observar la necesidad de pasar un rato agradable que tienen los menores ingresados en los hospitales y sus familiares para desconectar de la rutina. Así que hice la suma y salió Cienciaterapia.

Al presentarme a Think Big tenía por delante el bonito reto de mejorar un poco las vidas de estos pequeños luchadores y, además, hacer compatibles dos palabras que, en principio, no parecían serlo: ciencia y terapia.

4. Think Big Jóvenes es un programa de ideas con las que mejorar el mundo: nuestro barrio, ciudad, etc. ¿Perteneces a alguna asociación de voluntariado o tienes alguna experiencia en este sentido?

No pertenezco a ninguna asociación de voluntariado aunque siempre he tenido la inquietud de hacerlo. Ahora estoy viendo cómo, poco a poco, muchas personas se van sumando a Cienciaterapia, desde alumnos y profesores de institutos hasta personas en riesgo de exclusión social. Nuestro espíritu joven y solidario se está contagiando allá donde vamos y nos está permitiendo contar con la ayuda de muchos voluntarios.

5. Hacer realidad tu idea no sólo depende del dinero. Presentarla, gestionarla, conseguir apoyos y colaboradores; ¿qué está resultando lo más difícil del proceso?

Principalmente gestionarla, ya que significa tomar decisiones que pueden repercutir mejor o peor sobre lo que se ha construido hasta el momento. Hay que poner los cinco sentidos en cada paso que se dé, estudiando bien cómo afectarán los cambios que se realicen.

6. Formación en liderazgo, comunicación, trabajo en equipo… ¿Cuál crees que puede ser para ti más útil de todas las competencias en las que va a formarte Think Big?

Sinceramente, creo que todas son útiles. En estos meses hemos mejorado en aspectos tan importantes como saber comunicar nuestra idea o realizar una buena planificación temporal y económica. Aunque, sin duda, creer en las capacidades que cada uno tiene y explotarlas hasta sacar lo mejor de ti es la esencia de Think Big, algo que he podido vivir en primera persona. Antes era incapaz de aguantar más de diez minutos en un hospital y ahora cuento las horas para volver allí y acompañar a los niños y sus familias.

7. Tenéis un mentor que os ayuda y apoya para sacar adelante vuestra idea. ¿Qué tal está siendo la relación? 

La relación con nuestra mentora, Carmen, es muy buena. La distancia entre Huelva y Madrid no está siendo impedimento para mantener un seguimiento del proyecto casi diario, incluso desplazándose hasta Sevilla para conocernos y acompañarnos durante la jornada de formación con los mentores. Sus consejos nos están ayudando bastante para sacar el máximo rendimiento de todo lo que vamos haciendo.

8. Si pudieras… ¿Qué le pedirías al futuro?

Al futuro le pediría que el proyecto siga creciendo. Nuestros objetivos son asegurar la continuidad de Cienciaterapia y que se extienda, llegando a ser una actividad que se pueda disfrutar en hospitales de otras ciudades.

Para conseguirlo, estamos preparando el material con el que formar a nuevos “cienciaterapeutas” y diseñando multitud de nuevos experimentos. Estamos sembrando las semillas en el presente para poder recoger los frutos en el futuro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *