PICCOLO UNIVERSE

Reportaje en Piccolo Universe (Blog del cantante Ricky Martin)

Niños hospitalizados: cómo hacer más fácil su estancia en el hospital

Vanessa Rodríguez – Mis niños fueron hospitalizados por problemas digestivos y respiratorios cuando eran muy pequeños. A pesar de que no fueron enfermedades muy graves, recuerdo aquellas experiencias como las más traumáticas de mi vida, pues no podía soportar ver a mis hijos asustados llorando desconsoladamente en la cama de un hospital rodeados de cables y sueros.

El hecho de que pudieran sentir dolor me desgarraba. Y si fue duro para mí y su padre, para mis hijos lo fue más debido a la angustia que padecieron al no comprender lo que estaba sucediendo.

Los ingresos hospitalarios infantiles son experiencias muy difíciles para la familia y los niños, especialmente para aquellos que ya comienzan a darse cuenta de lo que sucede a su alrededor.

Con la nueva situación, la vida de padres e hijos cambia de la noche a la mañana:

  • Los niños sienten que son separados de su familia, aunque los padres estén con ellos.
  • El hospital pasa a ser su casa durante una temporada, hecho que los vuelve irritables, pues desean volver a su hogar con los suyos.
  • Ver el instrumental médico (jeringas, esparadrapos, vías, etc.) y tomar la medicación les asusta hasta que se convierte en algo cotidiano para ellos.
  • Tienen que acostumbrarse a relacionarse con médicos y enfermeras durante el tiempo del ingreso. Al principio es normal que se muestren apáticos y distantes y no quieran colaborar ni comunicarse con ellos.
  • Las molestias y el dolor que pudieran sentir hace más complicada su adaptación al nuevo entorno. Los llantos, pataletas y protestas son sus reacciones más comunes al principio.
  • Los padres se ven obligados a hacer malabares para conciliar la nueva situación con el trabajo. Ambos progenitores han de turnarse para cuidar a su hijo enfermo y cuando están en su trabajo se sienten culpables por no estar con él. Todo se hace más difícil cuando tienen otros hijos que atender y aumenta el desasosiego.
  • Papás y mamás pasan por estados de estrés, nerviosismo, angustia y tristeza al no poder evitar el difícil trance por el que está pasando su hijo.

Iniciativas y actividades que animan a los niños hospitalizados.

En la mayoría de hospitales se llevan a cabo actividades e iniciativas lúdicas y educativas con el fin de amenizar la estancia de los niños en el hospital y hacer más llevadera su enfermedad.

Aquí te presento algunas:

  • Cienciaterapia – Es una iniciativa que de forma muy lúdica y divertida lleva la ciencia a los niños hospitalizados consiguiendo que por unos momentos se olviden de su enfermedad y del hospital. Los pequeños y sus familias disfrutan y aprenden muchísimo con los experimentos que realizan.
  • Las aulas hospitalarias. Los niños tienen derecho a beneficiarse de su formación escolar mientras permanezcan en el hospital y por ello pueden recibir la enseñanza de maestros durante su hospitalización de manera que puedan seguir aprendiendo como lo hacen sus compañeros de clase.
  • Payasos de hospital – Hay muchos voluntarios que altruistamente se prestan a hacer reír a los niños hospitalizados. Con sus shows hacen que se sientan mejor logrando hacerles pasar del dolor a la sonrisa.

Si tienes a algún hijo enfermo que está hospitalizado o se está recuperando en casa de su enfermedad, te mando muchos ánimos y fuerzas. Todo saldrá bien.

Enlace a la noticia: http://bit.ly/1Th7FqL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *